El blog de Meraki Ferments

MITOS

por | 4 May, 2020 | 0 Comentarios

Cuando buscamos información sobre kombucha en Internet, a menudo encontramos que nos hablan más de sus peligros que de sus beneficios. Hoy, queremos destacar que muchas veces estos “peligros” vienen de fermentaciones caseras. ¿Por qué?: Pues muchas veces en casa no tenemos la temperatura adecuada o se nos va la mano y no respetamos los % de cada ingrediente. La limpieza es MUY importante tanto en casa como a nivel comercial y a veces no somos tan cautelosos si es para consumo propio.

Pero a decir verdad, en todos los años que fermentamos en casa tuvimos problemas una vez y fue por no usar suficiente cultivo madre. Gracias a esa experiencia nunca hemos tenido problemas en la fábrica. Los fermentos, háblese de yogurt, kefir, chucrut o kombucha, son ecosistemas en si mismos y necesitan de practica y paciencia. Pero sobre todo la kombucha es muy generosa y te indica muy rápido si su ecosistema está en desbalance.


Se dice por ahí que:

  • Produce diarrea: los microorganismos, ácidos y enzimas que generan esta bebida, hace que más bien al tomarla se te regule el tracto intestinal. Si es cierto que se debe empezar con pocas cantidades (unos 120ml al día) para ver como te sienta a ti, y gradualmente ir tomando unos 330ml a 500ml al día o cuando tu cuerpo te lo pida. Tomar kombucha puede ayudarte a ir al baño o parar diarreas ya que introduce en el organismo bacterias y levaduras beneficiosas y buenas que deben residir en nuestro intestino.
  • Está contraindicada en diabéticos: este es un tema muy polémico y a nosotros nos gusta hablar desde una base científica. Existen estudios en ratas donde se ve que al animal consumir kombucha, se reduce la glucosa en sangre sin elevar la resistencia de insulina. El azúcar presente al final de la fermentación es residual y ha pasado por un proceso de desgaste, lo que quiere decir que se han quebrado sus moléculas y el efecto en nuestra sangre no es lo mismo que si nos metemos una cucharada de este mismo ingrediente en el café, por ejemplo. Sabemos por conocidos, que toman kombucha y no les hace daño, pero antes de hacer esto, consultaron con su médico, al probarla estaban en un ambiente controlado y ahora disfrutan de esta bebida sin problema. Por favor, si tienes diábetes, háblalo con tu médico de confianza.
  • Peligrosa para pacientes con problemas cardíacos: la teína se elimina prácticamente en su totalidad al culminar el proceso de fermentación, por lo que no debería ocasionar alteraciones o “rush” como puede dar el café o el matcha. No hay contraindicación con medicación para problemas cardíacos, pero si eres muy sensible a la teína o cafeína, mejor es evitarla del todo o tomar muy pocas cantidades. En el estudio con animalitos, los científicos ven que el colesterol bueno sube y el malo tienda a la baja al consumir kombucha. Todo esto debe ser testeado en seres humanos, por lo que recomendamos que si tienes dudas, consulta con tu médico y nutricionista.
  • No pueden tomarla quienes tengan el sistema inmunológico débil: esto depende de la enfermedad o si está en tratamiento. Sabemos y hemos conocido personas que inclusive durante tratamientos contra el cáncer, beben kombucha comercial donde pueden probar con certificaciones que no presentan patógenos y que proceden de agricultura ecológica. La kombucha, como otros fermentados, son ecosistemas en si mismos. Esto quiere decir, que mientras más consumimos fermentos (vegetales o bebidas) más diversa será nuestra microbiota y por ende, nuestro sistema inmunológico será más fuerte. De todas formas, si tienes una enfermedad que ataca tu sistema inmunológico o estás bajo tratamientos inmunosupresores, es bueno hablar con tu equipo médico antes de agregar a tu dienta algo nuevo. Pero como siempre decimos: si tu dieta se basa en frituras, grasas saturadas y alimentos altos en radicales libres; un fermento como puede ser kombucha no va a hacer que empeores, mas bien hará que tu sistema digestivo lo agradezca.
  • Las embarazadas no pueden tomar kombucha: nuestra fundadora tomaba kombucha durante el embarazo, la que ella hacía en casa o marcas ya conocidas. Lo importante es tener una buena alimentación ANTES del embarazo y tener el cuerpo acostumbrado a estos productos con tantos microorganismos vivos.

Son muchas las cosas que se dicen del kombucha, pero lo mejor que podemos hacer es probarla y ver como nos sentimos. Escucharnos y evaluar que nos transmite. Muchos dicen que su kombucha de Meraki se ha vuelto el momento de felicidad (como lo puede ser la copa de vino para algunos al final del día), otros dicen que van al baño con regularidad, otros que les da energía. Nosotros empezamos Meraki Ferments porque nos daba energía, quitaba la ansiedad y regulaba el tracto intestinal. Esperamos que podamos saber que sientes tu cuando te tomas una de nuestras kombuchiñas.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Suscríbete a nuestra newsletter!

INFO SOBRE PRIVACIDAD

Nayade Bravo Landolfi será responsable por tus datos, se enviarán a Mailchimp, para enviar boletines con información, novedades, promoción de productos y/o servicios propios o de terceros afiliados quienes me aseguran cuidar tus datos personales, no cederlos a nadie, y respetar todos tus derechos. Tienen sus servidores en Estados Unidos y están suscritos al protocolo Escudo de Privacidad. Este tratamiento se hace con base en tu consentimiento. Podrás darte de baja en cualquier momento y ejercer cualquier derecho que tengas relacionado con la protección de tus datos según se describe en la política de privacidad.

0